Desarrollo económico y sostenibilidad: la llegada de la Economía Circular

España y la Unión Europea han firmado el “Pacto por una Economía Circular”, que tiene como objetivo impulsar el desarrollo económico y preservar los recursos naturales. La ministra de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, Isabel García Tejerina, ha señalado la importancia de proteger el medio ambiente en la producción de nuevos recursos o materias primas.

Este Pacto por una Economía Circular forma parte del Paquete de Acción de la Economía Circular que España presentó a la Unión Europea en 2015. Este pacto pretende incluir a todos los actores económicos y sociales a nivel nacional. En este sentido, coordinará a los ministerios de Agricultura y de Economía, Industria y Competitividad. Y además, insta a incluir al sector público y privado, así como a las comunidades autónomas, municipios, consumidores y productoras.

 

ACCIONES PARA IMPULSAR EL PASO HACIA LA ECONOMÍA CIRCULAR

La transición hacia una economía circular se basa en las siguientes diez acciones:

  1. Reducir el uso de los recursos naturales no renovables.
  2. Incorporar a los productos criterios de ecodiseño y reducir sustancias nocivas en su fabricación.
  3. Promover la reutilización, potenciar el reciclado y favorecer su trazabilidad.
  4. Incentivar pautas que promuevan la innovación y la eficiencia de los porcesos productivos.
  5. Realizar formas innovadoras de consumo sostenible.
  6. Promover un modelo de consumo responsable, a través de medidas como por ejemplo el uso de la ecoetiqueta.
  7. Facilitar el intercambio de información y coordinación entre administraciones, agentes económicos, agentes sociales y organismos científicos y tecnológicos.
  8. Favorecer la transición de una economía lineal a una economía circular.
  9. Fomentar el uso de KPI’s (indicadores) para conocer el grado de implantación de la economía circular.
  10. Incorporar indicadores de impacto social y ambiental.

Puedes ampliar la información aquí.